El Weekend Beach Festival de Torre del Mar (Málaga) cerró el pasado fin de semana su cuarta edición por todo lo alto. Desarrollándose durante cuatro jornadas musicales de lo más completas, podemos decir que el Weekend Beach Festival ha hecho saltar, cantar y bailar a su público durante los días 5, 6, 7 y 8 de julio. Hablamos de otra propuesta musical más que nos ameniza el verano al ritmo de los mejores grupos.

Como no iba a ser menos, la marcha nos llama e Indigestión Sonora ha querido ir a vivirlo en directo. No nos podíamos perder la experiencia sureña que ha coincidido con otros importantes festivales a nivel nacional. Desgraciadamente, tan sólo nos pudimos trasladar las dos últimas jornadas debido a la poca antelación con la que nos confirmaron la acreditación. Pero allí fuimos, ruta “Madrid – Málaga”, aunque Torre del Mar ya estuviera a rebosar. Visto lo visto, para acudir al festival es importante coger alojamiento con meses de antelación, esto supone más tranquilidad para la persona y para el bolsillo, pues los alojamientos se caracterizan por ser bastante más caros de lo habitual, como era de esperar.

Weekend Beach Festival se ha posicionado en tan sólo cuatro años, como todo un destino vacacional gracias a la mezcla perfecta de: buena música y playa, ¿qué más podemos pedir? A pesar de sólo poder asistir a la mitad del festival, el Weekend Beach es una propuesta muy variada: Indie, reggae, electrónica, hip-hop, rumba…Todo tipo de estilos, que no falte nada. Y es que, efectivamente, el festival malagueño abarca todos sin problema.

Fuente: Weekend Beach Festival

Ambiente en el Weekend Beach Festival – Fuente: Weekend Beach Festival

En esta cuarta edición, el público ha podido disfrutar de un total de 93 artistas de calidad: Lori Meyers, Grises, León Benavente, Mago de Oz, Nada Surf, Iván Ferreiro, L.A, Ani B. Sweet, The Prodigy, Rosendo, Chambao o La Pegatina entre tantos otros. A esto debemos sumarle el completo ambientazo que se respiraba tanto fuera como dentro del recinto, con un público tan variado como sus estilos musicales, pero sobre todo con fiesta, mucha fiesta.

Los dos primeros días de festival, miércoles 5 y jueves 6 de julio, fueron protagonizados por artistas que, a ser sinceros, nos quedamos con ganas de ver. Hablamos de Lori Meyers, Estricnina (dueto compuesto por Juanito Makandé y el Canijo de Jérez), Fuel Fandango o León Benavente, que, junto con muchos más, dieron el pistoletazo de salida a esta edición del 2017.

Llegamos en un tercer día de festival que, aunque con algún chispeo de lluvia, tenía toda la pinta de ser prometedor. Y así fue. Empezamos el día en el escenario matinal El Faro, una pequeña carpa en la que se celebran únicamente los conciertos del mediodía.

A las 13.30 horas, nos dejamos caer por allí y, de pronto, el cielo dejó de chispear para dejar que fuera La Regadera la que nos mojara, ya que se le da muy pero que muy bien. Insospechadamente, “el día menos pensado te encuentras con ella”, tal y como dice el tema de presentación del grupo. Llevan tres años sobre los escenarios y con su divertida música fruto del ska, reggae y rock, aspiran a ser uno de los próximos cabezas de cartel de los festivales nacionales. Con sus bailes, ritmos y letras consiguieron crear una absoluta fiesta con la que terminaron por enamorarnos a todos los presentes.

Seguidamente, en el mismo escenario el público vivió un inmenso cambio de estilo con el murciano Soge Culebra, quien, con tan sólo 17 años, se está convirtiendo en una de las referencias del hip-hop a nivel nacional. Tal y como pudimos apreciar en el ambiente, Soge conquistó los oídos del público más joven del Weekend Beach Festival. Una vez que Soge terminó, fue el DJ malagueño Antonio Hierro quien cerró esta sesión mañanera y despertó las ganas de encarar la tarde y noche de este primer viernes de julio en Torre del Mar.

Fuente: Sandra González para Indiegestión Sonora

Iván Ferreiro durante su actuación en el Weekend Beach  -  Fuente: Indiegestión Sonora (Sandra González)

 

Pero el ritmo non stop de este festival no da tregua a los weekers. Con dos horas de diferencia de los “conciertos mañaneros”, comenzaba el cartel nocturno. De esta forma, fue Anni B. Sweet, quien abría el escenario Brugal con su dulce voz. Tras ella, llegó el rey Iván Ferreiro, quien nos hizo sentir como en “casa”, tocando los temas de siempre e incorporando los de su último trabajo.

Somos La Pegatina y esto es una fiesta”, con este clásico inicio comenzaba uno de los conciertos con más asistentes del Weekend en el escenario Torremar. Con mucho confeti y aún más ritmo, pudimos vivir el conciertazo que los catalanes nos regalaron. Como siempre, sin defraudar lo más mínimo.

La Pegatina durante su concierto del Weekend Beach Festival  -  Fuente: Indiegestión Sonora (Sandra González)

 

Público del Weekend Beach Festival - Fuente: Sandra González para Indiegestión Sonora

Público del Weekend Beach Festival – Fuente: Indiegestión Sonora (Sandra González)

A tiempo simultáneo, Nada Surf levantaba las manos del público con los temas de su trabajo “You know who you are”. Seguidos por un Green Valley de lo más reggae, esperamos ansiosos la llegada de The Prodigy, grupo que, con diferencia, podemos decir que fue el que más público conquistó con su música electrónica. Una noche por todo lo alto que solamente podía cerrarla el inigualable trío vasco Berri Txarrak, quienes despidieron la noche y dieron la bienvenida a la madrugada del sábado.

Nada Surf en Weekend Beach Festival - Fuente: Weekend Beach Festival

Nada Surf en Weekend Beach Festival – Fuente: Weekend Beach Festival

 

The Prodigy en su show del Weeken Beach - Fuente: Weekend Beach Festival

The Prodigy en su show del Weeken Beach – Fuente: Weekend Beach Festival

 

Berri Txarrak en Weekend Beach 2017 - Fuente: Weekend Beach Festival

Berri Txarrak en Weekend Beach 2017 – Fuente: Weekend Beach Festival

Llegaba el último día del festival. Amanecía con un sol de justicia, pero también con un rapero de justicia: Arkano, conocido a nivel mundial por su free style. Tras su concierto, pisamos por primera vez la playa de Torre del Mar la cual contaba con ambientazo festivalero que llenaba los restaurantes de primera línea de playa.

La tarde comenzaba pronto al ritmo de reggae, flamenco y ska, los tres ingredientes que componen a Canteca de Macao, quienes tocaron ante los weekers antes de despedirse de su gira en Ibiza, algo que les hizo rebosar de energía. Volviendo al indie-rock que tanto nos gusta, era el turno de La Habitación Roja quienes, como siempre, nos tocaron nuestros “sagrados corazones”.

De un escenario a otro, pudimos vivir los directos de la Mari de Chambao con las mejores palmas y de Los Fabulosos Cadillacs con los mejores saltos. Aún no habían terminado cuando se empezaban a escuchar las primeras canciones de otro de los cabezas de cartel en el escenario Torremar. Hablamos de Estopa, los hermanos Muñoz consiguieron atraer a una gran multitud de público que disfrutaba cantando sus temas más clásicos y conocidos.

L.A en Weekend Beach 2017 - Fuente: Weekend Beach Festival

L.A en Weekend Beach 2017 – Fuente: Weekend Beach Festival

Sin terminar Estopa, volamos de nuevo al escenario Brugal. Nuestro querido Luis Alberto Segura (L.A) se encontraba ya encima del escenario entonando “Stop The Clocks” y continuando con los temas de su último discazo “King of Beasts”.

Seguidamente, muchos más artistas como Mala Rodríguez, Rosendo, Tote King, Shotta y los heavys madrileños Saratoga -quienes por cierto nos dieron un gran abrazo- clausuraban la última e intensa noche del Weekend Beach Festival de Málaga.

Un festival completo y divertido que, gracias a un brillante comportamiento de su público y una gran diversidad de estilos y artistas en su cartel, ha logrado la clave del éxito que le ha llevado a vender 35.000 abonos. Dato con el que el festival promete una quinta edición que esperamos poder volveros a contar.

 

Ambiente Weekend Beach Festival - Fuente: Weekend Beach Festival

Ambiente Weekend Beach Festival – Fuente: Weekend Beach Festival

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.