Después de muchos meses de incógnitas en relación a la continuidad del SOS 4.8 tras nueve años de festival, supimos hace unas semanas que el proyecto quedaba estancado tras la negatividad de la Región de Murcia. El relevo lo ha cogido la promotora encargada de celebrar otros festivales importantes como el Low Festival y que ha establecido el festival durante las mismas fechas, recinto y estilo que su homólogo anterior. Es por ello, que los encargados del SOS 4.8, LegalMusic, estudien tomar acciones legales contra este evento y el Gobierno de la Región de Murcia tras este comunicado:

Ante las informaciones aparecidas anunciando la sustitución del festival SOS 4.8 por el festival We Are Murcia WAM, en las mismas fechas, con los mismos patrocinadores, en el mismo recinto, con idénticos contenidos, con la misma propuesta musical y en la misma ciudad de Murcia en la que durante nueve exitosos años se ha venido desarrollando el festival SOS 4.8, desde LegalMusic En Vivo, S.L. (LM), nos vemos en la obligación de manifestar lo siguiente:

A pesar de la información publicada en el periódico La Verdad el pasado día 28 de febrero del presente año, el festival SOS 4.8 no está en absoluto muerto.

Desde LM hemos reiterado por activa y por pasiva que nuestra intención es realizar el décimo aniversario del festival. No se puede pretender enterrar de un plumazo y por una decisión ilegal y arbitraria de la actual Consejería de Cultura y Portavocía de la CARM todo un bagaje de nueve años de esfuerzos, tesón y éxitos de todos y cada uno de los miembros de la organización, que, con el apoyo de todo el público asistente, hizo posible un sueño: situar a Murcia a la cabeza del panorama nacional e internacional de los festivales de música.

Todos y cada uno de los medios de comunicación que se han hecho eco del anuncio del nacimiento del festival WAM y de su cartel de salida, coinciden pacíficamente en que se trata del festival sustituto del SOS 4.8; extremo este reiterado en las declaraciones a la prensa de Dña. Noelia Arroyo Consejera de Cultura y Portavocía de la CARM. Siendo eso así, nuestro ordenamiento jurídico impide que, sin perjuicio de la sana competencia mercantil, una empresa sustituya a las bravas a otra y se aproveche ilícitamente de la reputación, fondo de comercio, patrocinadores de referencia y demás elementos clave de la explotación de un negocio perteneciente a la preexistente. Tal actuación es a todas luces ilegal y supone una ilícita sucesión de la actividad de LM.

Si se quería suceder al SOS 4.8 se tendría que haber hecho de manera ordenada adquiriendo sus activos, pero también sus pasivos. Máxime si estos existen por causa de la desleal actuación de la Consejería de Cultura y Portavocía, quien ahora promueve y provoca la abrupta sucesión, sin entrar a negociar con el legítimo titular del Festival.

Por todo ello hemos de insistir en que, en defensa del futuro del Festival SOS 4.8 y de los intereses de nuestros proveedores y seguidores, nos vemos en la necesidad de emprender las oportunas acciones ante los tribunales. En este sentido LM está valorando, junto con sus abogados, la conveniencia de solicitar judicialmente la inmediata suspensión del WAM y de reclamar daños y perjuicios por competencia desleal, tanto de los promotores, como de la propia Consejería de Cultura y Portavocía, quienes están provocando, a través de una relación poco transparente e ilícita, un evidente daño al futuro de LM y del Festival SOS4.8. 

Sobre El Autor

Media cabeza pensante de esta locura, además de un intento de comunicador. Mi sueño: unir música y cocina en un solo concepto.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.