Lori Meyers celebra su 20 cumpleaños y hemos querido conocer cuáles son sus sensaciones, la existencia de nuevos retos, su futuro más próximo y algunas cosas de su día a día. El 29 de diciembre actuarán en el WiZink Center de Madrid y no quieren dejar indiferente a nadie. Hoy publican un disco recopilatorio, ’20 años, 21 canciones’.

¿Qué se siente al llevar 20 años como grupo?

Quizás el placer de poder decirlo, el regocijo del haber hecho las cosas bien. Hemos tomado muchas decisiones a lo largo de todo este tiempo y nos damos cuenta de que las cosas buenas cuentan y las malas también. No ha sido un camino de rosas ni de piedras pero estamos orgullosos de haber llegado hasta aquí.

¿A qué mas aspira Lori Meyers? ¿Cuáles son vuestros planes de futuro? ¿Os queda algún sueño por cumplir?

Pese a cumplir 20 años somos un grupo bastante joven. Como planes de futuro miramos hacia terminar el año de la mejor manera posible el 29 de diciembre en el WiZink y hacer una parada el año que viene para centrarnos en el nuevo disco. En cuanto a sueños por cumplir el poder dedicarnos a lo que nos gusta, que es un sueño que nosotros ya hemos cumplido. Más que sueños tenemos metas, nuevos discos, nuevos viajes…

¿Qué prefiere Lori Meyers? ¿Salas pequeñas o conciertos multitudinarios?

A ser posible los dos. Los festivales son 70 minutos dinámicos mientras que en las salas te encuentras una noche tuya, esa ciudad, ese momento… son algo más especiales. Hemos estado centrados últimamente en festivales pero todo son ciclos.

Hace poco tuvimos a Vetusta Morla ante 38.000 personas, ¿os véis haciendo algo así?

Si Vetusta nos presta el publico sí (risas). Son un grupo sincero y nos llevamos muy bien con ellos, incluso hay peloteo por WhatsApp, tiene mucho mérito.

¿Qué podemos esperar del concierto del 29 de diciembre en el WiZink Center?

Tiene que ser algo especial. El WiZink se ha convertido en una institución para los que venimos de salas pequeñas. Nuestra intención es ‘quemar’ el Wizink. Llevamos mucho tiempo trabajando en ese concierto, desde diciembre del año pasado. Será un cierre bonito de temporada y de otra década más. Estamos un poco en ‘brainstorming’, queremos que la gente entre en nuestro mundo, nuestro show, algo más participativo para ellos. Que la gente salga del concierto y se hayan ganado nuestro respeto.

¿Cuál es vuestra canción favorita para tocar en directo?

En el directo sientes el ‘feedback’ del público y sabes con qué tipo de canciones haces vibrar a la gente. Hay algo más emotivo que ver 11.000 personas saltando con ‘Mi realidad’, y es ver a tan solo 2 llorando de emoción con ‘Impronta’. También nos gusta mucho llevar las nuevas canciones de un disco al escenario, nos motiva más, hace que sean más gustosas tocarlas.

¿Sois de los que amáis u odiáis tocar vuestras canciones más aclamadas?

Odiarlas nunca. Quizás odiamos tener que ensayarlas tantas veces pero amamos tocarlas sobre el escenario. Por ejemplo a nosotros Mi realidad no nos dice mucho a la hora de ensayarla pero cuando la tocamos con un público delante nos produce un subidón de adrenalina. Otras como Alta fidelidad la hemos dejado de ensayar porque creemos que cuanto más la ensayamos peor nos sale (risas). Cuando repites algo muchas veces corres el riesgo de automatizarlo y hacer que pierda el sentido.

¿Qué escucha Lori Meyeres en su día a día? ¿Algún grupo o temas que recomendar?

Últimamente hemos escuchado grupos como La Plata, Colectivo da Silva, hay una juventud que viene muy aprendida. Quizás nosotros vengamos de la última generación donde dedicarte a la música era pre-juicioso. María Arnal y Marcel Bagés, Melody’s Echo Chamber, buscamos sobre todo grupos con personalidad. Quizás alguna de Joseph of Mercury, un canadiense que hace electrónica interesante, o de Allvvays.

¿Cómo veis el panorama ‘indie’ actualmente?

Muy bien, más que el indie la música alternativa. Nos gusta más llamarla alternativa porque se han tenido muchos prejuicios hacia el indie en este país. Viene mucha gente pisando fuerte y a nosotros eso nos encanta. Grupos muy centrados en la estética de su grupo y dispuestos a mostrar el arte que contiene su música. Porque este tipo de grupos no puede vivir de las rentas de la venta de discos, sino que necesitamos demostrar lo que valemos sobre un escenario. Quizás no seamos pioneros pero nosotros recogimos el testigo de gente que no era muy influyente a nivel masivo. Confiamos en que la generación que viene nos aporte grandes formas de pensar en la música.

¿Habrá nuevo disco pronto?

Tenemos siete u ocho temas preparados ya para el próximo disco. Quizás haya que grabar algunas más, tampoco es cuestión de acotar la fecha, pero esperamos que esté listo para el año que viene.

Si no fuéseis músicos, ¿a qué os gustaría dedicaros?

Antonio: botánico, me encantan las plantas y la naturaleza.

Alejandro: catavinos, me encatarían que me pagasen por ir probando vinos.

Alfredo: hoy en día creo que sería un gamer buenísimo.

¿Quién créeis que va a ganar el mundial?

Antonio: Bélgica

Alejandro: Francia

Alfredo: Croacia

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.